Ratas y ratones pueden transmitir más de 35 enfermedades a los humanos. De forma directa, la infección puede producirse a través de la manipulación de estos animales o del contacto con su sangre, saliva, orina, excrementos, o por sus mordiscos o arañazos. De forma indirecta, se incluyen también enfermedades transmitidas a humanos a través de pulgas, garrapatas y ácaros que se alimentan de roedores infectados. 

Los roedores son portadores potenciales de una amplia variedad de organismos que causan enfermedades, incluyendo bacterias, virus, protozoos y helmintos. Dentro de este grupo de enfermedades, una potencialmente grave y que se propaga a través de la orina y los excrementos de los roedores es la salmonelosis. La acompañan otras muchas infecciones, como pueden ser: la leptospirosis, el hantavirus, la toxoplasmosis, la tularemia, la peste o la bartonelosis.

Si hay alguien que en sus quehaceres diarios esté relacionado con ratas y ratones, y potencialmente expuesto a los microorganismos que pueden transmitir, éste es el profesional del control de plagas. Pero ¿hasta qué punto es consciente de este hecho y de la necesidad de protegerse?

Precaución y protección 

Al realizar servicios de control de roedores, el primer paso es valorar si existe una posible exposición a patógenos y tomar las precauciones adecuadas, la más esencial de ellas es el uso del Equipo de Protección Individual (EPI).

Si no eres especialista en el sector de control de plagas, nunca debes intentar realizar un tratamiento de desratización. Únicamente puedes combatir los roedores con productos de gama doméstica, los cuales puedes adquirir en nuestro punto de venta de control de plagas en Almería, sito en calle Cuenca Nº 4 04007. Disponemos de rodenticidas y trampas de captura y monitorización para ratas y roedores, de bajo impacto ambiental para el público en general.

Para aplicar dichos productos, lo más importantes es utilizar guantes de protección y desinfectarnos bien las manos y todo tipo de tejido que haya entrado en contacto directo con el producto a tratar. Aunque se trata de productos sin plazo de seguridad, ha de tomarse las precauciones básicas.

Es por ello que en Hisal Control de Plagas, como empresa de fumigación en Almería realizamos todo tipo de tratamientos de desratización para evitar la proliferación de roedores y acabar con plagas que pueden resultar muy dañinas tanto en el ámbito personal como en el material.

Ultimas Noticias:

Llamenos!!

950 27 20 00

Calle Cuenca 4
04007 Almería, Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Contacte

En www.hisal.es utilizamos cookies para garantizar la navegación por el sitio web y mejorar nuestros servicios. Si continuas navegando, consideramos que consientes su uso. usted puede encontrar más información en el siguiente enlace de nuestra Politica de Cookies.

  Yo acepto la politica de Hisal.
EU Cookie Directive Module Information